• Yvonne Melina

¿Cómo cambiar hábitos mentales que drenan tu energía?

Actualizado: 25 de ene de 2018

En este blog descubrirás la importancia de mantener hábitos mentales saludables para aumentar tu energía vital, para ser más productivo y experimentar paz interior de manera permanente.


¿Acaso eres de aquellos que tienen una lista enorme de cosas pendientes por hacer y sientes que tu vida se ha convertido en una maratón entre ir a la oficina, estar pendiente del hogar y de los niños, ir al gimnasio, hacer mercado y etcétera, etcétera, etcétera?


Con tantas responsabilidades estamos experimentando un alto grado de estrés laboral y personal.


Ahora te pregunto, recuerdas algún período reciente donde te sentiste sin energía, totalmente drenado y en contra de tu voluntad tuviste que guardar reposo?


Si respondiste si, déjame contarte que este tipo de episodios de fatiga o cansancio extremo, suceden porque el cerebro es el órgano que consume mayor energía, aproximadamente el 20% de toda la energía almacenada en tu cuerpo. Las investigaciones de la Universidad de Minnesota ha revelado la relación directa que hay entre nuestra manera de pensar y el consumo de energía.


Si estás trabajando en un proyecto creativo, en un emprendimiento o simplemente tienes un check list personal, es fundamental que tengas energía para ponerte en movimiento, sin energía no hay acción, sin acción no hay resultados. Tu energía vital es el recurso más valioso que tienes, aprender a valorarla y cuidarla es fundamental para alcanzar cualquier objetivo que te propongas.


Por esta razón a continuación te comparto los cinco hábitos mentales que están drenando tu energía, para que  hagas consciencia de ellos en tu día a día y los reemplaces.

1. Vivir en el pasado:

Desde luego que todos hemos tomado decisiones equivocadas, hemos dicho o hemos actuado de una manera inadecuada en el pasado y gracias a nuestro crítico interno experimentamos sentimientos de culpa, frustración, arrepentimiento o rabia, por días, meses y hasta años. Sin saberlo cada vez que recuerdas ese suceso y te culpas estás botando tu energía a la basura. No hay nada que puedas hacer frente a ese suceso, ya sucedió.


Sin embargo lo que si puedes hacer es mirar el suceso con otros ojos, acepta que ya sucedió y pregúntate de qué manera puedes reparar lo que hiciste o que aprendizaje te deja para ocasiones futuras. Si quieres liberarte de esa culpa que estás cargando te recomiendo un técnica sencilla y poderosa creada por Morrnah Nalamaku Simeona y luego mejorada por Dr. Ihaleakalá conocida como Ho´oponopono. En ella se crea una mutua cooperación entre las tres partes de la mente: el subconsciente, el consciente y el súper consciente, que permite que conectes con tu divinidad y experimentes paz, armonía y libertad.

Investiga un poco más sobre dicha técnica y practícala.


2. No tomarse las cosas de manera personal:

Este es uno de los cuatro acuerdos de la sabiduría tolteca. Aprender a comprender las opiniones, los comentarios, las actitudes de los demás y no tomarlas de manera personal harán que ahorres mucha energía y seas feliz.


Pretender agradarle a todo el mundo es una misión desgastante, pero aceptar que cada quien hace lo mejor que puede con lo que sabe, que cada quien tiene una visión de la vida diferente, hará que te quites ese peso de los hombros y puedas ser compasivo. Además las personas al hacer una crítica en la mayoría de los casos tiene una buena intención, sin embargo no tienen las herramientas comunicativas para decirlo de una manera adecuada, reconocer esto te liberará de sentirte agredido o atacado.


3. Quejarte por todo:

Este es un hábito muy común y desafortunadamente es difícil ser consciente de el, si es un común denominador en tu ambiente laboral o familiar. Si por alguna razón te das cuenta que siempre estas enfocando tu atención en lo negativo, te invito a que reemplaces este hábito de la siguiente manera:

Practicando la gratitud.

Empieza por agradecer por tu salud, por la oportunidad de levantarte cada día y moverte, da gracias a tu cuerpo, por tu hogar, por los alimentos que consumes a diario, por tu trabajo.

Una vez dejes de quejarte y adoptes la gratitud en tu vida como un nuevo hábito, serás consciente de lo afortunado que eres pues habrás entrenado a tu mente, para ver el lado positivo de la cosas.


4. Resistirte al cambio:

Seguramente has leído este proverbio taoísta que dice

“ Lo único constante en la vida, es el cambio”

Y paradójicamente desapegarnos de personas, situaciones, lugares y objetos materiales es una de las tareas más difícil para los seres humanos.

Sin embargo te animo a que de ahora en adelante cada vez que afrontes un cambio, lo aceptes y fluyas con él, reconociendo todo lo bueno que trae consigo.


5. Vivir el sueño de otros y no vender tu sueño:

Muy seguramente en tu infancia soñabas con ser astronauta, presidente, médico, o desarrollar una profesión especial basada en un talento, como el baile, la pintura, el deporte, el canto, la música.

Y al crecer te diste cuenta que las opiniones o expectativas de tus padres, de la sociedad en general no correspondían con ese sueño.

Probablemente escuchaste frases que te desanimaron y te hicieron dejar ese sueño atrás.

Y hoy años después tienes un deseo inmenso de cumplirte a ti mismo ese sueño, de hacer lo que amas, de explotar tu talento y ponerlo al servicio del mundo.

Ya esperaste mucho tiempo.

Ya hiciste lo que los demás querían, pero sabes muy en el fondo de tu corazón que te debes algo y ya es tiempo de demostrarte a ti mismo que puedes vivir tu sueño. Adelante, atrévete y da el primer paso!

0 vistas
  • Blanca Facebook Icono
  • Blanco Icono de Instagram
  • Blanco Icono de YouTube
  • Blanco Icono LinkedIn

© 2020 by Yvonne Melina